imagen-noticia
Acción sindical

Unión y responsabilidad

La Agencia de Salud Pública de Cataluña ha consensuado el protocolo de actuación en Cataluña delante de casos sospechosos del coronavirus (COVID19). Este protocolo se basa en la evidencia científica, sigue las directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en coordinación con el Ministerio de Sanidad y la Red de Vigilancia Epidemiológica Europea, estando abierto a nuevas actualizaciones a medida que existan nuevas evidencias sobre la enfermedad.

Ante la constante evolución del virus SARS-CoV2 y la constante información que se va recopilando, se hace necesario efectuar y actualizar procedimientos internos y planes de contingencia según las áreas o colectivos. Por este motivo tanto el Intendente Mayor Cap de la Guardia Urbana de Barcelona, como el Cap de Relaciones Laborales de la Gerencia de Seguridad y la Inspectora Médica informan continuamente a los representantes sindicales de cualquier cambio o novedad que se produce, ya sea por correo o a través de reunión telemática.

Fue en una reunión telemática donde el Sr. Zambrano informó estar de baja por sintomatología del virus, por eso no queremos desaprovechar la ocasión para desearle una rápida y feliz recuperación, para que lo antes posible pueda volver a estar trabajando al lado de sus compañeros de unidad en estos momentos tan necesarios. Informó que, pese a encontrarse mal, no cogió la baja por responsabilidad hasta finalizar todas las horas remuneradas que tenía asignadas. Este sacrificio también sirvió para demostrar dos cosas, que por su causa en previsión se tuvo que mandar a casa a 17 compañeros de la unidad a la espera de si desarrollaban la enfermedad y que se tenía que desinfectar la unidad, por eso fueron mucho más rápidas y ágiles las posteriores actuaciones en UT- 5, UT-8, Obras, SCC-CGE, etc.

Hemos de estar agradecidos a CSIF que compartiera sus conocimientos y experiencia con la Administración y la Jefatura de la Guardia Urbana para que estos pudieran efectuar y desarrollar los planes de contingencia y procedimientos organizativos y operativos, de no ser así estaríamos en un caos profundo e inmersos en la era de las tinieblas, suponemos que lo deben hacer a nivel particular o mediante poderes astrales porque en las reuniones no aportan prácticamente nada más que sumarse a las ideas aportadas por los demás sindicatos.

Nos llegan noticias esperanzadoras de que el delegado de prevención de salud laboral de CSIF en la Guardia Urbana, al que también deseamos una pronta recuperación, curiosamente hace tiempo no vemos en las reuniones, así como el Sr. Monerri y todo el departamento de riesgos laborales de CSIF bajo la estrecha supervisión del Sr. Zambrano, están trabajando en la consecución de una vacuna para vencer el virus, ánimos, ya sabemos que el descubrimiento de la vacuna también será obra vuestra, seguid así que tenéis el apoyo de todos.

Pero también tenemos alguna crítica, del mismo modo que no paran de exigir reuniones de salud laboral para levantar actas y ponen denuncias en la Inspección de Trabajo que nadie entiende, lo que es incomprensible es que siendo nuestro colectivo esencial, no pudiendo efectuar teletrabajo y con un alto factor de riesgo, no hayan exigido una reunión de la Mesa General (que nosotros no la podemos exigir porque no tenemos representación) en la que se deben tratar todos los temas relativos a la Guardia Urbana (según ellos), para exigir un aumento del 20% del sueldo mientras dure esta situación, igual que han hecho muchas empresas que están en nuestras mismas circunstancias. Les pareció poco el aumento de convenio y ahora que están en la Mesa General y tienen la oportunidad de negociar una subida de sueldo de 400€, ¿A QUÉ SE DEDICAN?

Desde hace unos años y siendo una reclamación de la plantilla, nos pusimos de acuerdo y con nuestras diferencias, conseguimos la unidad sindical que la plantilla de la Guardia Urbana tanto tiempo nos demandaba. Teníamos claro contra quién había que hacer frente común. Tras las últimas elecciones sindicales, hemos seguido manteniendo este espíritu de unidad, pero día a día se ha ido tensionando más por culpa de un actor social. La situación que estamos viviendo con el coronavirus era una prueba importantísima para más que nunca reforzar esta unidad, pero también se perdía protagonismo individual en favor de la plantilla.

CSIF ha demostrado durante mucho tiempo no interesarle esta unidad y ha acabado rompiéndola, tanto a nivel general como en todos y cada uno de los ámbitos en los que está presente. Utiliza la estrategia del miedo, la manipulación, la amenaza y la denuncia y hasta el momento solamente se ha apoderado del trabajo de los demás sin aportar ni conseguir nada.

UNIÓN Y RESPONSABILIDAD son palabras que no tienen cabida en su diccionario, así como deontología y código ético.

CSIF, LA PLANTILLA ESTÁ ESPERANDO QUE LOS DEFIENDAN, EXIJAN MESA GENERAL Y CONSIGAN ESE 20% DE AUMENTO.



Ver documento

  • Tags

Comparte esta página